El aceite de oliva es bueno para los perros

El aceite de oliva es bueno para los perros

Hay pocos aspectos de la vida en la que los perros no acierten. Su olfato sabe en todo momento donde está la calidad. Son animales que saben dónde está lo bueno a la primera. Su olfato nunca engaña. De ahí que los canes hayan descubierto que el aceite de oliva es muy beneficioso para ellos. Por algo le llaman el oro líquido. En este artículo queremos hablarte de ello y contarte cómo usarlo para beneficiar a tu mascota. Con pocas semanas verás cómo muchos aspectos de su vida van a mejorar.

Beneficios del aceite

El aceite de oliva es uno de los alimentos más sanos que existen.  Por ser monoinsaturado y con un alto contenido en antioxidantes se convierte en algo que se le pueda dar al perro. Puede aportar a tu perro Omega3 y vitamina E, así como grasas saludables que incrementan su colesterol bueno. Por este motivo, ayuda a controlar el colesterol malo, a mejorar las articulaciones y músculos, e incluso científicos afirman que previene el cáncer. Ahora mismo hay hasta aceite ecológicos que pueden ayudarnos a mantener una vida sana, tal y como nos indican desde Oleo Ángeles, donde disponen de una gran variedad de aceites, tales como el coupage ecológico, la colección de monovarietales manzanilla, lechín y arbequina.

Cómo le damos aceite al perro

Ahora bien, llega el momento de darle el alimento a nuestro perro. Eso sí, no nos pasemos que tampoco se lo puede beber a litros. Nuestra recomendación es que las dosis de aceite de oliva que debéis suministrar a vuestro perro vayan en función de su tamaño y peso. Por ejemplo, para los perros pequeños, es decir, de menos de 10 kg, puede ser de 1/2 cucharita de aceite de oliva al día. Para los perros medianos (de 11 a 30 kg), lo mejor es darle una cucharita de aceite de oliva al día. Por último, para los perros grandes (mayores de 30 kg) hay que darles una cucharada y media de aceite de oliva al día.

También se puede mezclar la dosis de aceite de oliva con el pienso. Incluso con las dietas caseras habituales o bien con alimento húmedo. Incluso una forma de aplicarlo más divertida puede ser una tostada de harina de arroz, o algún alimento que contenga alguno de los cereales buenos para perros. Eso sí, ten cuidado porque si te pasas con la cantidad, tu mascota puede que sufra diarrea. Si le das la cantidad justa, verás cómo mejora su tránsito intestinal inmediatamente.

Beneficios

Si cumples con estos requisitos, vas a ir viendo cómo tras unas semanas de ingesta de aceite de oliva en su dieta, el pelo del perro tendrá mejor tacto. Brillará más y tendrá una consistencia más elástica y sedosa al tacto. Además, si le damos la cantidad exacta, para los perros que tienen exceso de peso, puede servir también para que adelgacen.

Para la piel

Como pasa con los humanos, el aceite de oliva también es muy bueno para la piel. Y eso también es bueno para nuestro perro. Su efecto antioxidante sirve para nutrir las células y vivifica su epidermis. El poder nutritivo del aceite de oliva ayudará a regenerar su piel e hidratarla. Si tu perro tiene piel reseca, prueba con aceite de oliva. El único peligro que vemos en aplicarle aceite en el cuerpo es que puede ocurrir que luego lo manche todo. Si tienes un perro revoltoso y que le guste subirse por los muebles, pues puedes imaginarte. Si no quieres te pringue todo, un truco es que puedes usar aceite de rosa de mosqueta, que es absorbido más rápidamente y no manchará. Eso sí, haz todo lo posible para que no lo trague, porque puedes tener un susto grande.

El aceite de oliva para perros es un buen recurso natural contra el estreñimiento y además aporta colesterol bueno y elimina el malo. Mejora las articulaciones y ayuda a desarrollar bien los músculos. Por eso, es muy bueno el aceite de oliva para perros ancianos, que suelen tener problemas como artrosis, artritis o displasias de cadera y codo.

Ahora ya sabes, si quieres que tu mascota tenga una mejor piel, pero que también que pueda ir mejor a defecar, lo mejor es que la añadas un poco de aceite de oliva a su dieta. Eso sí, procura que sea de un aceite auténtico y de calidad. Como nos pasa a los humanos, los perros tienen muy buen olfato y gusto y no aceptan cualquier cosa.

Deja una respuesta